Tarta de albaricoques y vainilla

La tarta que os presento hoy es un claro ejemplo de postre con fruta de temporada. Esta receta la he sacado de un maravilloso libro que me regalaron las pasadas navidades. Se llama Huckleberry y os lo recomiendo mucho. Está escrito por la jefa de repostería de un brunch café con el mismo nombre en la ciudad de Los Ángeles. Los albaricoques, al igual que los higos, son una fruta ideal para combinar con crema pastelera de vainilla. Son dos frutas que no sueltan mucha agua al entrar en el horno y el albaricoque le da un buen contraste al dulzor de la crema con su toque ácido y refrescante.

A la base de la tarta la llaman Everyday Flaky Dough y es la misma que se usa para hacer quiches. Os recomiendo usar moldes en forma de aro metálico, sin base, para así hacer mucho más sencillo el desmontaje, o con base desmontable. Y si os gusta la canela, la podéis sustituir por la vainilla a la hora de hacer la crema. Seguro que quedará genial. Para decorar y para buscar algo de crujiente en cada bocado, he troceado unos pistachos y los he lenzado por encima.

A ver si convenzo a mi marido para hacer un viajecito a la costa oeste de los Estados Unidos. Nunca hemos ido y sería una gran oportunidad para visitar Huckleberry y otras pastelerías de la zona. Con la excusa de probar la comida mexicana de la zona e ir a Disneyland, creo que lo conseguiré

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s